Las mujeres con discapacidad sufren una mayor discriminación que los hombres para acceder al mercado laboral

Coincidiendo con el Día Internacional de la Mujer, celebrado el pasado 8 de marzo, la Fundación CERMI Mujeres – una organización sin ánimo de lucro cuyo objetivo es favorecer las condiciones para que las mujeres y niñas con discapacidad puedan disfrutar plenamente y en igualdad de condiciones de todos los derechos humanos y libertades fundamentales, – ha publicado un manifiesto en el que denuncia la discriminación que sufren las mujeres con discapacidad a la hora de acceder al mercado laboral. Esa discriminación condena a las mujeres con discapacidad a un situación de precariedad y empobrecimiento que reduce las posibilidades de desarrollo de un proyecto de vida propio y de una plena participación en su comunidad.

 

 

¿Son invisibles las mujeres con discapacidad?

El manifiesto, que ha sido elaborado también en lenguaje de signos, pictogramas, lectura fácil y braille, pone de relieve una discriminación que para muchos es vox populi. El manifiesto destaca, por ejemplo, que la tasa de inactividad de las mujeres con discapacidad en España ha ascendido al 64%, una cifra que supera con creces a la de los hombres y que provoca que muchas mujeres con discapacidad ni siquiera se encuentren en el proceso de búsqueda de empleo. Las mujeres con discapacidad constituyen un colectivo pobre y excluido, debido principalmente a la falta de formación, las diferencias salariales con respecto a los hombres, y los obstáculos derivados de la ausencia de conciliación de la vida familiar y laboral.
Las mujeres con discapacidad forman un colectivo muy numeroso que supera los dos millones y medio de mujeres, una cifra tan considerable que se hace necesaria la implantación de medidas urgentes para mejorar sus condiciones de vida y facilitar su acceso al mercado laboral. Si las mujeres con discapacidad superan los dos y medio de personas, ¿cómo es posible que no sean más visibles en la sociedad y que de hecho parezcan invisibles a los ojos de la mayoría de las instituciones públicas y privadas?

 

 

Las mujeres con discapacidad trabajan en unas condiciones de mayor precariedad

Según el manifiesto publicado por la Fundación CERMI Mujeres, cuando las mujeres con discapacidad encuentran un empleo, se encuentran en la mayoría de las ocasiones con unas condiciones de mayor precariedad que los hombres con discapacidad. Por ejemplo, les ofrecen más contratos a tiempo parcial y su remuneración suele ser inferior. Según datos del INE del año 2006 (no existen datos más recientes), los hombres cobraron una media de 25.924,43 €, y las mujeres 20.131,41, mientras que los hombres con alguna discapacidad ingresaron unos 20.614,20 € frente a los 17.365 € de las mujeres con alguna discapacidad. ¿Por qué las mujeres con discapacidad cobraron 8.000 € brutos menos que los hombres sin discapacidad? ¿Por ser mujeres? ¿Por tener alguna discapacidad? ¿Por ambas razones? Es evidente que las mujeres con discapacidad sufren una doble discriminación a la hora de acceder al mercado laboral.

 

 

Facilitar el acceso al mercado laboral de las mujeres con discapacidad es una tarea de todos

Para acabar con esta doble discriminación, la Fundación CERMI Mujeres insta a las administraciones públicas a poner en marcha políticas específicas que promuevan la formación y el empoderamiento de las mujeres con discapacidad, especialmente de las mujeres con discapacidad intelectual, las mujeres del entorno rural y las mujeres con pluridiscapacidades, los grupos que se enfrentan a un mayor número de obstáculos a la hora de acceder al mercado laboral.
Según el manifiesto de la Fundación CERMI Mujeres, también es esencial garantizar un entorno laboral seguro para todas las mujeres con discapacidad, libre de cualquier manifestación de violencia o acoso, exigir a las empresas que cumplan la cuota de reserva de puestos para personas con discapacidad, e impedir que las mujeres con discapacidad se queden fuera del proceso de transformación digital.

 

 

Juan Lozano
Convencido de que el único modelo posible de colaboración en nuestra sociedad es aquel que busca un equilibrio para que todas las personas cubran sus propias necesidades, en contra del modelo de la competencia y la obsesión por ganar dinero sin importar cómo se gana. En el año 2007 fundó junto con otros amigos y empresarios el Centro Especial de Empleo Vivva.

Juanjo Valle-Inclán: en Mediapost todas las personas somos iguales

 

Juanjo Valle-Inclán es director de Personas y Valores de Mediapost, compañía especializada en Marketing Relacional. Así es como llaman en Mediapost a su departamento de Recursos Humanos, una muestra más del compromiso que esta compañía ha adquirido con sus empleados y la sociedad.
En esta entrevista realizada en vídeo, Juanjo Valle-Inclán comparte su experiencia en la selección y contratación de trabajadores con discapacidad para la plantilla de Mediapost. Transcribimos a continuación una parte de la entrevista.

¿Qué aportan los trabajadores con discapacidad a tu equipo?

Los trabajadores con discapacidad aportan lo mismo que cualquier otra persona, en Mediapost partimos de la base de que no hay ninguna diferencia. Quizá aportan bastante valor porque que son personas que han tenido que luchar desde muy jóvenes contra muchos impedimentos. Se les ve con más ganas de hacer las cosas bien.

 

¿Cuál es el proceso de selección y contratación de trabajadores con discapacidad?

Nosotros hacemos los procesos de selección de personas con discapacidad de dos formas. Una selección directa a través de Mediapost, y hacemos como cualquier otro proceso de selección. Dependiendo del perfil que necesitamos buscamos en una fuente o en otra. En ese sentido no diferenciamos entre trabajadores con discapacidad y trabajadores sin discapacidad. Y la segunda opción es a través de un Centro Especial de Empleo. Nosotros colaboramos con Vivva, que pone a nuestra disposición todo tipo de trabajadores con los perfiles que nosotros les requerimos: administrativos, operativos, etc. Vivva nos ofrece una amplia gama de soluciones.
Cuando nosotros realizamos los procesos de selección internamente en Mediapost, al final es como cualquier otro proceso de selección. No haces nada diferente, buscas una persona que se ajuste a los requerimientos de la persona que estás buscando. Mantienes una entrevista, realizas una serie de pruebas específicas, puedes desarrollar algún tipo de dinámica de grupo, no hay nada diferente. Nosotros en Mediapost no queremos diferenciarlo en ningún sentido. Puede variar la fuente de reclutamiento, es decir, que tengas que ir a un sitio específico donde vas a encontrar a personas con discapacidad. El resto es exactamente lo mismo.

 

¿Qué tipo de tareas desempeñan los trabajadores con discapacidad en Mediapost?

Todo tipo de tareas. En Mediapost tenemos personas que están en las áreas operativas, donde realizan tareas de manipulación, y ahí depende también de discapacidad. Tenemos personas que realizan manipulación repetitiva, por su grado de discapacidad. Tenemos personas que están desarrollando tareas de gestión administrativa o gestión de clientes, personas que están conduciendo una furgoneta, porque tienen un tipo de discapacidad que no se lo impide. Es decir, hay un poco de todo. En Mediapost todas las personas son exactamente iguales. Da igual lo que tengas, lo que importa es que encajes en nuestra cultura y compartas nuestros valores, y que sepas desenvolverte en el puesto que te corresponde.

 

¿Recomendarías a otras empresas contratar a personas con discapacidad?

Lo recomendaría. Y mucho. Ayer leí un dato y me preocupa. Sólo el 19,5% de las personas con discapacidad en edad laboral, es decir, entre 16 y 24 años, tiene trabajo. Ahí se está perdiendo mucho talento, algo estamos haciendo mal. Hemos visto hace poco la película “Campeones”. Refleja los valores que me he encontrado con estas personas. Con esos valores, esa esencia, ganamos todos.

 

 

Juan Lozano
Convencido de que el único modelo posible de colaboración en nuestra sociedad es aquel que busca un equilibrio para que todas las personas cubran sus propias necesidades, en contra del modelo de la competencia y la obsesión por ganar dinero sin importar cómo se gana. En el año 2007 fundó junto con otros amigos y empresarios el Centro Especial de Empleo Vivva.

“Campeones”, cuando la discapacidad se convierte en un éxito de taquilla

La película “Campeones”, dirigida por Javier Fesser y protagonizada por actores y actrices con diversidad funcional, se ha convertido en la auténtica estrella de la última edición de los Premios Goya. La gran fiesta del cine español se rindió a la simpatía y el entusiasmo del grupo de actores y actrices que dieron vida a los personajes que integran la película. Este grupo está formado por personas con discapacidad intelectual integradas en el Grupo AMÁS, una organización, ubicada en la Comunidad de Madrid, que apoya, ejerce, impulsa y defiende los derechos de las personas con discapacidad intelectual.

 

 

En la edición de este año, “Campeones” fue galardonada con tres Goyas: Mejor Película, Mejor Actor Revelación y Mejor Canción Original.
Uno de los momentos más emocionantes de la gala lo protagonizó el actor Jesús Vidal, el ganador del Goya al Mejor Actor Revelación, cuando pronunció uno de los discursos más conmovedores que se han podido escuchar jamás en una edición de la gran fiesta del cine español. “A mí sí me gustaría tener un hijo como yo por tener a unos padres como vosotros”, concluía su inolvidable discurso en agradecimiento a sus progenitores.

 

 

“Campeones” un ejemplo de inclusión donde todo el mundo gana

“Campeones” es sin duda una apuesta valiente del cine español y sobre todo un ejemplo de la fuerza narrativa que tiene la discapacidad cuando se ve sin etiquetas ni prejuicios. “Campeones” ha demostrado además a los productores del cine español que los actores con discapacidad pueden ser tan profesionales como cualquiera y que su compromiso, dedicación y capacidad de trabajo realmente no tienen límites.
“Campeones” es una aventura impulsada por el director Javier Fesser (El milagro de P. Tinto, La gran aventura de Mortadelo y Filemón, Camino) y las productoras Morena Films y Películas Pendelton. El casting movilizó a más de 600 candidatos, todos ellos personas con discapacidad intelectual. En ese proceso fue esencial la labor de Allende López, directora de Cultura del Grupo Amás, que fue una gran defensora de incorporar al rodaje personas con discapacidad y no actores profesionales que interpretasen esos papeles.

 

 

En la producción también han participado otras organizaciones como Fundación Ademo, Down Madrid, Fundación A la Par, Aspadir y Plena Inclusión. El éxito de “Campeones” ha otorgado una gran visibilidad a las personas con discapacidad intelectual y la excelente respuesta en taquilla de los espectadores – hasta la fecha ha recaudado casi 24 millones de euros – es una prueba fehaciente del interés que despierta este colectivo y también de la profesionalidad que han demostrado todos los actores que interpretan la película.

 

 

“Campeones”, una película que debería verse en los colegios

La repercusión social de “Campeones” es de tal magnitud, que se ha iniciado en la red un movimiento que pide que se vea la película en todos los colegios españoles. La iniciativa ha partido de la hermana de una niña con Síndrome de Jacobsen (que ha creado una petición en change.org).

 

 

En palabras de esta joven llamada Blanca Gestalver, “la película “Campeones” ha hecho muchísimo por normalizar a las personas que, como mi hermana son diferentes. Ahora tenemos que conseguir un paso más: que muchos niños y niñas en España vean en España esta película en sus colegios e institutos y aprendan de los valores que esta película transmite”.

Sin duda alguna, el éxito de “Campeones” indica un camino a seguir a todos los empresarios que dudan a la hora de incorporar a profesionales con discapacidad en sus plantillas. La contratación de trabajadores con discapacidad ofrece a las empresas numerosas ventajas y la película “Campeones” viene a demostrarlo con una sabia mezcla de sentido del humor y enfoque social.

 

Juan Lozano
Convencido de que el único modelo posible de colaboración en nuestra sociedad es aquel que busca un equilibrio para que todas las personas cubran sus propias necesidades, en contra del modelo de la competencia y la obsesión por ganar dinero sin importar cómo se gana. En el año 2007 fundó junto con otros amigos y empresarios el Centro Especial de Empleo Vivva.

El teletrabajo, una opción para las empresas que quieren contratar trabajadores con discapacidad

El teletrabajo se presenta como una fórmula muy interesante para incorporar profesionales con discapacidad a las empresas, sobre todo a personas con movilidad reducida. Además de ofrecer a las empresas importantes ventajas (ahorro de costes, aumento de la productividad o reducción de la huella de carbono), el teletrabajo permite a las personas con discapacidad mejorar su calidad de vida, al poder desempeñar sus tareas profesionales en su propio hogar.
Para las empresas, el teletrabajo supone una modalidad laboral que facilita la contratación de personas con discapacidad. Además, durante los últimos años han proliferado las herramientas tecnológicas que permiten trabajar desde el hogar, reduciendo barreras y evitando desplazamientos que ralentizan y encarecen numerosos procesos.
El teletrabajo es sin duda una fórmula que ofrece numerosas ventajas tanto para empresarios como para trabajadores con discapacidad y abre más puertas a su contratación.

 

¿Qué diferencia hay entre el teletrabajo y trabajar en remoto?

El trabajo en remoto implica que el trabajador se encuentra fuera del área geográfica de las oficinas de la empresa. En el teletrabajo, el trabajador puede incluso alternar su presencia en la oficina con jornadas en su casa, ya que suele vivir en el área geográfica de la empresa. En el trabajo en remoto el trabajador puede incluso vivir en otro país o hasta en otro continente. Cualquiera de las dos fórmulas es interesante tanto para el empresario como para el trabajador con discapacidad. En el caso del trabajo en remoto ambas partes deben gestionar en muchos de los casos la diferencia horaria. Cada vez son más las multinacionales que incorporan el trabajo en remoto a sus procesos productivos. Entre ellas figuran American Express, Phillips, Amazon, Xerox o Apple.

 

 

Ventajas del teletrabajo para las empresas inclusivas

El teletrabajo ofrece numerosas ventajas tanto para los empresarios como para los trabajadores con discapacidad. A continuación detallamos algunas de ellas:
1. Aumenta la productividad de los trabajadores con discapacidad
Al no tener que desplazarse y trabajar en un entorno desconocido, muchos trabajadores con discapacidad, sobre todo los que cuentan con una movilidad reducida, pueden optimizar el desempeño de sus tareas. Para la empresa esta situación redunda en un aumento notable de la productividad.

2. Reduce la rotación y el absentismo
El teletrabajo puede ser una modalidad idónea para muchos trabajadores con discapacidad que prefieren trabajar desde su casa. De esta manera suelen reducirse notablemente las horas de absentismo laboral y además estas personas suelen permanecer más tiempo en la empresa.

3. Motiva a los trabajadores
Los trabajadores con discapacidad que escogen la fórmula del teletrabajo para su desempeño profesional suelen realizar sus tareas con un grado extra de motivación. Al trabajar en las condiciones más favorables y cómodas para ellos suelen rendir mucho más.

4. Impulsa el talento de las personas con movilidad reducida
Muchas personas con movilidad reducida cuentan con un talento sobresaliente y una formación de alto nivel. Las empresas lo saben y a muchos les ofrecen trabajar desde sus casas para aprovechar esa fuente de conocimiento y experiencia. También hay profesionales con otro tipo de discapacidad que prefieren trabajar en sus hogares y que también cuentan con una excelente preparación.

5. Ahorra costes estructurales
Al no existir un puesto de trabajo dentro de la empresa, la empresa se ahorra una cantidad considerable en estructura: alquiler, calefacción, aire acondicionado, limpieza, electricidad, etc.

6. Mejora la calidad de vida de los trabajadores
Los trabajadores con discapacidad consideran el teletrabajo una fórmula muy interesante para acceder al mercado laboral. Trabajar en su hogar, rodeado de las condiciones adecuadas para su discapacidad, mejora su calidad de vida y le permite rendir al máximo en el desempeño de sus tareas profesionales.

7. Reduce la huella de carbono
Las empresas socialmente responsables valoran la modalidad del teletrabajo como una fórmula sostenible que contribuye a reducir la huella ecológica de la empresa sobre el planeta. El teletrabajo favorece la reducción de CO2 al eliminar, por ejemplo, el consumo de combustible en los desplazamientos del trabajador y el consumo de electricidad en la oficina.

 

 

Si tu empresa está interesada en contratar personas con discapacidad, las ventas son numerosas y muy interesantes. Vivva puede asesorarte en todas las fases del proceso de selección y contratación. Somos un Centro Especial de Empleo fundado hace más de 10 años que unimos a empresas con profesionales con discapacidad. Desde Vivva perseguimos dos objetivos: por un lado, orientar, formar y ayudar a buscar empleo a profesionales con discapacidad; y por otro lado, asesoramos a las empresas para que cumplan la Ley General de Discapacidad.

 

Juan Lozano
Convencido de que el único modelo posible de colaboración en nuestra sociedad es aquel que busca un equilibrio para que todas las personas cubran sus propias necesidades, en contra del modelo de la competencia y la obsesión por ganar dinero sin importar cómo se gana. En el año 2007 fundó junto con otros amigos y empresarios el Centro Especial de Empleo Vivva.

La discapacidad más grande está en la cabeza

Ángel Rodrigo es un trabajador ejemplar para sus supervisores y compañeros. Cada día demuestra con su dedicación y buen humor que su discapacidad visual no sólo no es un problema a la hora de realizar sus tareas profesionales sino que además es un acicate para ofrecer cada día una versión aún mejor de sí mismo. En esta entrevista Ángel Rodrigo reivindica la productividad de los trabajadores con discapacidad y defiende su papel dentro de las empresas para aumentar la productividad y mejorar el ambiente laboral. Ángel demuestra cada día que discapacidad y empleo son dos palabras que pueden y deben ir siempre juntas. Su afán de superación y su actitud siempre positiva son un estímulo para todos sus compañeros.

En el vídeo que publicamos en este post, Ángel nos habla de sus experiencias diarias en su puesto de trabajo; la relación con sus compañeros y superiores, sus empleos anteriores o sus tareas como limpiador de cristales. También anima a todos los empresarios a contratar trabajadores con discapacidad porque “somos personas muy válidas, incluso más que muchas personas sin discapacidad”.

Ángel está convencido de que “la discapacidad más grande está en la cabeza, porque si tú crees que no vas a ser capaz de hacer algo, seguro que no lo harás”. Sus palabras nos demuestran a todos que con esfuerzo e ilusión todo es posible y que los trabajadores con discapacidad son tan válidos como el que más.

 

Discapacidad y Empleo: dos palabras que pueden y deben ir siempre juntas

Ángel y Verónica son trabajadores con discapacidad que cuentan sus historias personales en este vídeo de la serie “Sonrisas bien empleadas” que hemos iniciado en Vivva con la intención de mostrar la realidad diaria de los trabajadores discapacitados en sus puestos de trabajo. Sus sonrisas son el reflejo de la satisfacción que les aporta tener un empleo y ambos son trabajadores responsables y comprometidos muy valorados en su empresa. Ángel y Verónica nos demuestran cada día que discapacidad y empleo son dos palabras que pueden y deben ir siempre de la mano. Ambos son un ejemplo a seguir por su afán de superación y su espíritu positivo. 

Las historias de Ángel y Verónica deben ser una referencia para todos los empresarios y directivos que se están planteando integrar trabajadores con discapacidad en sus plantillas. Su compromiso y su implicación son la mejor prueba de que contratar a trabajadores con discapacidad aporta numerosas ventajas a las empresas.

Lo que puedes aprender de las empresas que contratan trabajadores con discapacidad

Si tienes tu propia empresa o diriges el departamento de Recursos Humanos de tu compañía, seguramente te habrás planteado alguna vez contratar trabajadores con discapacidad. Es probable que te hayan asaltado dudas y que por eso aún no hayas dado el paso de incorporar personas discapacitadas a tu plantilla. Como sabrás, las empresas que contratan a personas discapacitadas se benefician de importantes bonificaciones fiscales. Pero esa no es la única ventaja de su contratación, existen otras ventajas más sutiles, pero no por ello menos interesantes. A continuación te enumeramos algunas ventajas que a lo mejor no conoces.

1º.    Apuestan por la igualdad

Las empresas que cuentan con trabajadores con discapacidad en sus plantillas son percibidas por sus clientes como empresas responsables y comprometidas. La mayoría de sus empleados se sienten orgullosos de formar parte de una empresa que contrata trabajadores con discapacidad y esa apuesta por la igualdad la perciben tanto los clientes como el resto de trabajadores como un rasgo distintivo y ejemplar de la compañía.

2º.    Mejoran su imagen pública

Contar con trabajadores discapacitados puede tener un efecto más positivo que una campaña de publicidad. La imagen que proyectan las compañías que cuentan con personal discapacitado mejora la reputación y suele inspirar respeto y simpatía entre los clientes. Esta percepción es determinante para muchos clientes a la hora de elegir una marca. 

3º.    Aumentan la productividad

Las empresas que contratan a trabajadores con discapacidad suelen ver como en un tiempo récord aumentan sus ratios de productividad. La razón es muy simple. Las personas con discapacidad son trabajadores comprometidos, disciplinados y eficientes, que se toman muy en serio sus tareas y las realizan con un alto grado de motivación. 

4º.    Rompen con los estereotipos

En entornos competitivos, labrarse una imagen de empresa innovadora es un rasgo muy diferenciador. Las empresas que contratan personal discapacitado, además de ser percibidas como organizaciones socialmente responsables, son consideradas por el mercado como empresas innovadoras y modernas. 

5º.    Incrementan sus ventas

La mayoría de las empresas mejoran sus cuentas de resultados cuando incorporan en sus equipos a trabajadores con alguna discapacidad. Su implicación y la entrega a las tareas encomendadas contagian a sus compañeros y eso se traduce a medio plazo en un incremento de las ventas.

6º.    Reducen su rotación

Los trabajadores con discapacidad suelen ser muy leales a la empresa que les brindó una oportunidad y se mantienen en su puesto de trabajo durante largos períodos de tiempo. Su presencia también influye en el resto de trabajadores de la empresa, que de paso aumentan su nivel de satisfacción y permanecen por más tiempo en la empresa.

7º.    Refuerzan su Responsabilidad Social Corporativa

Hoy en día muchas empresas destinan importantes recursos a contribuir de forma activa y voluntaria a la mejora social, económica y medioambiental de las comunidades donde opera. Contratando personas con discapacidad, las empresas, sin importar su tamaño, refuerzan sus políticas de Responsabilidad Social Corporativa. 

8º.    Se convierten en un referente

Las empresas que contratan personas con discapacidad son miradas con respeto y admiración tanto por sus clientes, como por sus trabajadores, proveedores y competidores. Su imagen de empresa con valores las convierte en un referente dentro de su sector.  

9º.    Mejora el ambiente de trabajo

El clima de trabajo en las empresas mejora notablemente con la incorporación de trabajadores con discapacidad. Su gran interés y su disposición estimulan a sus compañeros y despiertan en ellos su lado más humano. Valores como el respeto y el compañerismo adquieren una nueva dimensión e impulsan a la empresa.

10º.  Se benefician de ventajas fiscales 

Además de todas las ventajas antes descritas, las empresas que contratan trabajadores con discapacidad se benefician de importantes ayudas y bonificaciones. Por ejemplo, están contempladas bonificaciones en la cuota de la Seguridad Social, beneficios de tipo fiscal y subvenciones.

Ya sabes. Si estabas pensando en contratar personas con discapacidad, las ventajas son numerosas y muy interesantes. Si tienes dudas, Vivva puede asesorarte en todas las fases del proceso de contratación. Somos un Centro Especial de Empleo fundado hace más de 10 años que atendemos las necesidades profesionales de las personas con algún tipo de discapacidad. Desde Vivva perseguimos dos objetivos: por un lado, orientar, formar y ayudar a buscar empleo a profesionales con discapacidad; y por otro lado, asesoramos a las empresas para que cumplan la Ley General de Discapacidad.

 Juan Lozano
Convencido de que el único modelo posible de colaboración en nuestra sociedad es aquel que busca un equilibrio para que todas las personas cubran sus propias necesidades, en contra del modelo de la competencia y la obsesión por ganar dinero sin importar cómo se gana. En el año 2007 fundó junto con otros amigos y empresarios el Centro Especial de Empleo Vivva.

Juan Lozano: “Muchas empresas se están perdiendo la interesante experiencia de trabajar con personas con discapacidad”

Juan Lozano es director general de Vivva, grupo de empresas cuya actividad se centra en ofrecer trabajo a personas con discapacidad.
Vivva se ha convertido después de diez años en una opción muy interesante tanto para las empresas que quieren cumplir con la Ley General de Discapacidad como para las personas con discapacidad que quieren acceder al mercado laboral.

¿Por qué merece la pena contratar a personas con discapacidad?

En el mundo de la empresa, los que trabajamos a diario con personas con capacidades distintas, percibimos que existe un gran desconocimiento entre un alto número de empresarios. Sobre todo, cuando hablas de discapacidad, muchos directivos se quedan sólo con los aspectos negativos. Y es cierto que hay una minoría de casos que puedan hacer pensar esto, pero la verdad es que la realidad es muy distinta. Muchas personas están acostumbradas a escuchar la palabra “discapacidad” como algo extraño, como algo diferente. A estas personas les suele costar más contratar personas con discapacidad, pero realmente sus reticencias se deben sobre todo a un tema de desconocimiento. Si estos empresarios y directivos vinieran a visitarnos, vieran lo que hacemos aquí todos los días, y hablasen con cualquier persona del equipo, y sobre todo con las personas discapacitadas que pudieran formar parte de su plantilla, posiblemente en cuestión de quince minutos cambiarían su forma de ver las cosas. Esos prejuicios desaparecerían radicalmente para dar paso a una realidad muy distinta, que es la que vivimos nosotros cada día. A nuestras oficinas vienen a trabajar personas con discapacidad que son alucinantes. Es una maravilla poder convivir con ellos. Por ejemplo, aquí viene a limpiar una señora que se llama Marina y es un encanto. Las sonrisas que te regala cada mañana, la pasión con la que hace su trabajo, la educación con la que te trata, es increíble. Y esto se lo estén perdiendo todos los empresarios que no quieren abrirse a estas posibilidades. 

¿Qué aporta trabajar con personas con discapacidad?

A nosotros nos aportan alegría, son personas que vienen a trabajar con una gran ilusión. Y eso para nosotros es muy importante, que vengan a trabajar cada día con ilusión y con una sonrisa. Al final la vida te devuelve lo que tú la das, y en este sentido si tú vas por la vida enseñando una sonrisa, eso será lo que la vida te devolverá a ti. Esto es lo que nos aportan estas personas. Nosotros intentamos conocerlas personalmente a todas, las entrevistamos, y lo que percibimos al instante es su ilusión. Son personas a las que les cuesta más encontrar un trabajo y por eso es lógico que demuestren una gran ilusión y gratitud cuando encuentran un trabajo. Desde el primer día, la mayoría de ellos nos transmiten una profunda alegría.

¿Cómo es el proceso de contratación de una persona con discapacidad? 

Cualquier empresa que quiera contratar a una persona con discapacidad , si recurre a nosotros, tiene básicamente dos vías. Una vía consiste en contratar una persona con discapacidad para incorporar a su plantilla. Nosotros lo que hacemos es aportar a la empresa nuestra experiencia, poniendo a su disposición los perfiles de todas las personas discapacitadas que conocemos y que tenemos en nuestras bases de datos, y finalmente seleccionamos el perfil que mejor encaja con el puesto que pretende cubrir la empresa. Nosotros aconsejamos a las empresas, les presentamos los candidatos que pueden encajar y les recomendamos cuáles pensamos que se adecúan más a lo que ellos buscan. Finalmente la empresa decide si quiere contratarles o no, y a partir de ahí nuestra colaboración con la empresa se acaba, porque esa persona con discapacidad ya pasará a formar parte de la plantilla de la empresa. Es cierto que muchas de esas personas con discapacidad que vienen a conocernos y que luego colocamos en empresas, después quieren mantener el contacto con nosotros y nos van contando su día a día, pero esto es independiente de nuestra relación con la empresa, es más una cuestión personal que lógicamente nos ilusiona y nos enorgullece. Esta es una vía que puede elegir la empresa, contratarle directamente en su plantilla, que sería un poco la medida más lógica en relación a lo que exige le Ley General de Discapacidad. Pero luego existe otra vía, que consiste en ofrecer trabajo a personas con discapacidad, pero a través de un Centro Especial de Empleo, como es Vivva. Nosotros tenemos la experiencia necesaria y contamos con especialistas que llevan muchos años trabajando con personas con discapacidad. Toda esa experiencia la ponemos al servicio de las empresas para asesorarles y facilitarles el proceso de contratación de personas con discapacidad. Con esta opción la empresa ofrece trabajo a personas discapacitadas pero sin tener que incorporarlas a su plantilla, ya que están contratadas por un Centro Especial de Empleo, y a cambio reciben el servicio que necesitan: manipulación, lavandería, auxiliares administrativos, reponedores, limpieza, etc. La lista de servicios es muy amplia.

¿Qué te aporta a ti trabajar en Vivva?

A mí básicamente lo que me aporta es tranquilidad, la tranquilidad de saber que estás ayudando a alguien que realmente lo necesita. Vivva es un Centro Especial de Empleo, pero en el fondo es como cualquier otra empresa. A mí, y creo que en general a todo el equipo, lo que nos aporta trabajar en Vivva es pensar que estamos haciendo algo bueno para nuestra sociedad, ayudando a gente que no lo tiene muy fácil para encontrar trabajo. Además nos aporta tranquilidad porque todos los que trabajamos aquí disfrutamos de muy buen ambiente, y por encima de compañeros de trabajo somos amigos. En base a lo que sabemos cada uno, aportamos nuestro granito de arena para ayudar a personas con discapacidad a encontrar trabajo, y no sólo a personas con discapacidad, también ayudamos a personas sin discapacidad a encontrar un empleo. De paso nosotros también podemos vivir del trabajo que hacemos aquí todos todos los días, y disfrutamos de la sensación de libertad que esto nos aporta tanto a nivel moral como económico.

10 cosas que nunca debes hacer en una entrevista de trabajo

Si eres una persona con discapacidad y estás buscando empleo, sabrás que el momento de la entrevista es un instante crucial. Tu entrevista será como otra cualquier entrevista de trabajo para una persona sin discapacidad, pero en tu caso es muy importante que seas consciente de si tu discapacidad te impide acceder a determinados perfiles. Sé muy sincero durante la entrevista. Leer más

“Una empresa que emplea a personas con discapacidad es una empresa socialmente reconocida”

Ricardo Vicente lleva desde 2008 dirigiendo el Departamento de Recursos Humanos del grupo empresarial Vivva. Su trabajo se centra en la gestión del capital humano y en la adecuación de la legislación laboral tanto a las empresas como a los empleados que pertenecen a nuestro grupo. Hemos querido entrevistarle para compartir con él su visión sobre la situación laboral de muchos profesionales con discapacidad que cada día se enfrentan a la difícil situación de encontrar empleo y también sobre el papel que deben desempeñar en la actualidad las empresas en la inclusión de profesionales con discapacidad. En el siguiente vídeo puedes ver un resumen de la entrevista. 

¿Qué ventajas aporta a las empresas la contratación de personas con discapacidad?

Según Ricardo Vicente la contratación de personas con discapacidad aporta tres ventajas a las empresas: morales-sociales, legales y económicas. Debido a la dificultad a la que se enfrentan la mayoría de las personas con discapacidad para encontrar un empleo, las empresas que ofrecen a las personas con discapacidad la oportunidad de trabajar son muy respetadas socialmente y son reconocidas por sus propios empleados como empresas comprometidas y responsables. Por otro lado, la necesidad de cumplir con la Ley General de Discapacidad obliga a todas las empresas que cuentan con más de 50 empleados a cumplir con lo que se llama la “cuota de reserva”, es decir a tener en su plantilla un empleado con discapacidad por cada 50 empleados. El cumplimiento de la Ley General de Discapacidad también aporta un plus a las empresas a la hora de presentarse a concursos públicos o cuando reciben una visita de Inspección de Trabajo. Las ventajas económicas también son importantes. Un Centro Especial de Empleo que proporciona personal discapacitado a las empresas lo realiza en unas condiciones muy favorables tanto fiscales, laborales como en relación a la cuotas que hay que cotizar a la Seguridad Social. Además, los precios de un Centro Especial de Empleo son mucho más competitivos que los que ofrece una empresa del sector ordinario. El conjunto de estas tres condiciones favorables – fiscales, laborales y de Seguridad Social – forman lo que llamamos “mercado protegido”.

¿Qué pasos hay que dar para contratar a una persona con discapacidad?

Primero la empresa debe analizar su plantilla y conocer las obligaciones legales que debe cumplir. Cuando la empresa es consciente de sus necesidades debe ponerse en contacto con un Centro Especial de Empleo para ofrecerle el asesoramiento adecuado y definirle los pasos que debe dar. Debería publicar obligatoriamente un anuncio en el SEPE (Servicio Público de Empleo) solicitando personal con discapacidad. Ese anuncio conllevará o bien la contratación o bien un certificado de excepcionalidad. Este certificado habilitará a la empresa para poder contratar con un Centro Especial de Empleo todo tipo de servicios, que le ayudarán a computar ese 2% obligatorio en la cuota de reserva y a cumplir con la Ley General de Discapacidad

¿Qué aporta el trato diario con personas con discapacidad?

El trato diario con personas con discapacidad aporta básicamente una sensación de bienestar. El empleado con discapacidad que llega a nuestras instalaciones viene con una ilusión especial por conseguir trabajo, porque es una persona que está excluida del mercado laboral ordinario y llega con unos valores y unas ganas de trabajar que no son fáciles de encontrar con la misma frecuencia en muchas personas sin discapacidad. Nos transmite unas ganas tremendas por aprender, por ser integrado cuanto antes en la plantilla, por tener compañeros, por tener unos jefes, por tener autonomía en su día a día o por reordenar su vida personal. En este sentido, es muy importante la labor que realizan los Servicios de Ajuste Personal y Social de los Centros Especiales de Empleo, que les ayudan a establecer unas pautas en su vida personal que influyen en el ámbito laboral. Ese trato con ellos nos enseña a no estar enfadados continuamente en el trabajo, a tener una sonrisa, a iniciar una relación laboral desde la felicidad y no desde el enfado con el que venimos muchas veces a trabajar. Eso es esencial para nosotros. Y eso nos lo transmiten día a día todos los empleados, aunque cómo es lógico también hay personas con discapacidad que se enfadan (risas).

¿Qué aporta un Centro Especial de Empleo a las personas con discapacidad?

Nuestra aportación debe ser muy pareja a la que ellos nos brindan. Primero dejamos claro que nuestra relación laboral debe ser fluida. Una persona con discapacidad no es una persona que tenga un problema de relación, para nada, es una persona que debe tener unas capacidades que hay que entrenar, y debe potenciar otras a través de una formación que reciben en nuestro Centro Especial de Empleo. Además les ayudamos en su día a día para que su inserción dentro de la empresa sea adecuada y paulatina, y para que la relación con sus compañeros sea estable. Cuando estos objetivos se alcanzan llega la autonomía, tanto a nivel personal como a nivel profesional. En Vivva creemos mucho en esta labor y además creo que lo estamos haciendo bien.